Qué hace ACN en el mundo

Consolemos con nuestra ayuda a tantos hermanos con los que Dios llora en este mundo.

Ayuda a la Iglesia Necesitada está activa donde quiera que la Iglesia necesite urgentemente ayuda. La ayuda se destina a los proyectos y necesidades presentados por los miles de misioneros y religiosos de la Iglesia católica que están presentes en los países más necesitados, cuya actividad caritativa y pastoral llega, incluso, donde los servicios estatales y las ONG no alcanzan.

África 29,3%

La ayuda a este continente sigue aumentando significativamente, debido al auge del terrorismo islámico, guerras civiles, las oleadas de refugiados y la pobreza extrema.

En Nigeria, Sudán del Sur, Burundi, Rep.Centroafricana y Rep.D.del Congo: construcción y reconstrucción de Iglesias, formación de seminaristas, estipendios de Misas y, en el caso de Nigeria, también ayuda de emergencia y ayuda asistencial a religiosas contemplativas.

Oriente Medio 21,6%

Seguimos prestando ayuda de emergencia a los refugiados para que, tras haber perdido todo, puedan tener una vida digna. Son los casos de Siria e Irak.

En Siria: combustible para calefacción, ropa, alimentos, medicamentos, escolarización, programas pastorales y pequeñas reparaciones de edificios.

En Irak: alquileres de las familias desplazadas, paquetes de alimentos.
En ambos países mantenemos una estrecha vigilancia sobre la situación y seguiremos adaptando nuestra ayuda según su evolución.

Europa del Este 16,5%

En Ucrania: formación de seminaristas y novicios, ayuda asistencial para las religiosas, programas de formación en la fe para laicos, campamentos de verano para niños, ayuda de emergencia para los desplazados, construcción y renovación de iglesias, seminarios, material religioso, apoyo a medios de radio y televisión, estipendios de Misas y medios de transporte.

En Bosnia y otros países de los Balcanes: reconstrucción de iglesias dañadas en la guerra, formación de seminaristas, trabajo para jóvenes, ayuda asistencial a religiosas y medios de transporte.

En Europa del Este, nueva evangelización y cuidado pastoral de gitanos.

Asia y Oceanía 15,2%

En el norte y noreste de India: construcciones en nuevas zonas de misión (capillas, presbiterios, conventos), medios de transporte, programas de formación en la fe, libros religiosos y estipendios.

En Bangladesh: nuevas construcciones, programas de pastoral juvenil y estipendios de Misas.

En China: programas de formación en la fe, becas para sacerdotes y religiosas.

En Myanmar: nuevas construcciones, programas de formación en la fe para laicos y estipendios.

En Pakistán: construcción de iglesias, casas para catequistas, muros de seguridad, programas de formación en la fe, fomentar el diálogo interreligioso, medios de transporte, libros religiosos y estipendios de Misas.

En Filipinas (Mindanao): fomentar el diálogo interreligioso.

Iberoamérica 13,5%

El 50% de los católicos del mundo viven aquí. Aún hoy, en muchos lugares, el sostenimiento de sacerdotes y religiosas se ve amenazado y la infraestructura de las iglesias está a menudo en malas condiciones.

En Cuba: formación de los seminaristas, ayuda asistencial para las hermanas, incluyendo material religioso, renovación de edificios, reparación de vehículos, estipendios de Misas, programas de formación en la fe.

En Venezuela: proyectos para religiosas de vida contemplativa, material religioso y estipendios de Misas.

En El Salvador: programas de pastoral juvenil, construcción de centros pastorales y programas de reconciliación.

En Nicaragua: formación de seminaristas, construcción de capillas y centros parroquiales.

En Haití: formación de seminaristas, soporte de red de radio, equipos de energía solar para las parroquias, medios de transporte, programas de catequesis y estipendios de Misas.

Mundo occidental 3,9%

En Europa, Estados Unidos, Canadá yAustralia: proyectos de cuidado pastoral de los migrantes o refugiados, evangelización con los nuevos movimientos y congregaciones, para medios de comunicación, ayuda a comunidades contemplativas y para iniciativas provida.