Obispo nigeriano manda mensaje a mejorar la seguridad

Noticias

ACN.- El arzobispo Matthew Man’Oso Ndagoso visitó la aldea de Adama Dutse, que fue atacada en febrero, dejando a su paso una estela de destrucción y once muertos.

El arzobispo de Kaduna, en Nigeria, ha expresado su decepción con el gobierno federal por no garantizar la seguridad de la población, tras otro ataque contra una comunidad cristiana en su diócesis por parte de hombres armados no identificados.

Monseñor Matthew Ndagoso, Arzobispo de Kaduna, en la parroquia de San Agustín
Monseñor Matthew Ndagoso, Arzobispo de Kaduna, en la parroquia de San Agustín

Tales declaraciones se produjeron durante una visita del arzobispo Matthew Man’Oso Ndagoso la semana pasada a la aldea de Adama Dutse, en Kajuru, gobierno local del estado de Kaduna. Según información proporcionada a la fundación pontificia Aid to the Church in Need (ACN) Adama Dutse fue atacada en la madrugada del domingo 18 de febrero, dejando once muertos -cuatro hombres, dos mujeres y cinco niños- y siete heridos, así como la destrucción de 28 casas y la iglesia católica local. Antes de irse, los atacantes prendieron fuego a los suministros de alimentos.

Inmediatamente después de los sucesos, el arzobispo Matthew Man’Oso Ndagoso, que se encontraba en ese momento atendiendo la reunión plenaria de la Conferencia Episcopal de Nigeria fuera de la diócesis, envió representantes a la aldea para evaluar los daños y consolar a los supervivientes.

Mons. Ndagoso dio las gracias a los servicios de seguridad locales y dijo que, si no hubieran respondido con tanta rapidez, la situación habría sido sin duda mucho peor. Sin embargo, el arzobispo dirigió duras críticas al Gobierno, al que acusó de no proporcionar a las fuerzas de seguridad locales suficientes armas y tecnología para luchar contra el terrorismo rampante que reina en el país.

Si el Gobierno no puede cumplir sus promesas, entonces debería tomar responsabilidades y asumir las consecuencias, sugirió el arzobispo Matthew. «Nadie tiene excusa para dejar este país en peor estado que se encontraba al llegar al poder. Ustedes prometieron a los nigerianos que iban a mejorar el país, por lo tanto, tomen las medidas necesarias para ello. Se ha dicho una y otra vez que, si no se está a la altura esperada, lo mas honroso es asumir las consecuencias. Sin embargo, si ustedes se quedan en el poder, entonces hagan lo que sea necesario para asegurar nuestras vidas y mejorar el país».

«Esta es una comunidad agraria y la mayoría de los alimentos que comemos en el país provienen de las comunidades rurales. Por lo tanto, solo estamos recordando al gobierno sus responsabilidades», dijo el arzobispo. Además, señaló que si bien en este caso la población había decidido permanecer en sus hogares, en muchas otras comunidades las tierras cultivadas quedan abandonadas, lo que conlleva a la escasez de alimentos.

Parte de la Arquidiócesis de Kaduna se encuentra en el Cinturón Medio de Nigeria, territorio gravemente afectado por la violencia en los últimos años. Los agricultores, en su mayoría cristianos, en disputas por la tierra son atacados por nómadas, en su mayoría musulmanes que se cuidan del ganado. Estas disputan desembocan en ocasiones en persecución religiosa contra cristianos. Los sucesivos gobiernos han prometido abordar el problema, pero no ha habido resultados. ACN financia numerosos proyectos en Kaduna y otras diócesis del Cinturón Medio y del norte de Nigeria.

Entrada anterior
Para los ucranianos, “Vía Crucis” es solo un sinónimo de su día a día
Entrada siguiente
Brasil: Ayuda al sustento para 30 religiosas